sábado, diciembre 22, 2007

Exceso de lucro




La columna de Osvaldo Bayer, publicada hoy en Página/12, da en la clave en el enfoque que tenemos que hacer sobre el capitalismo en su fase actual. ¿No debería haber un límite en la cantidad de dinero que un ser humano pueda acumular? A continuación el artículo.

Occidentales, cristianos y moderados

Por Osvaldo Bayer

El capitalismo y las democracias parlamentarias lo iban a solucionar todo. Este optimismo interesado se pronunciaba con voz grave en la década del cincuenta. Estoy en Alemania, en la que he residido en varias oportunidades justamente desde esa década. La regla era aquello de la “libertad de competencia”. El ansia de ganancia nos llevaría al progreso porque así todos debían dar lo mejor de sí si querían llevar una vida cómoda. Es decir, en otras palabras, el progreso venía si se luchaba por más poder. Y a eso está llegando el primer mundo. Están los que cada vez tienen más poder al poseer más dinero, pero también los que se van quedando al margen, a pesar de la advertencia de los que pregonan una repartición justa y viven con la humildad que enseña la sabiduría.

Las últimas estadísticas demuestran a lo que se ha llegado en Alemania, sin duda alguna el país capitalista mejor organizado. Comencemos por lo que ganan los ejecutivos de las grandes empresas germanas. (Hagamos la aclaración que ganan menos que los ejecutivos de las empresas norteamericanas y de muchas británicas y francesas.) Son cifras tan descabelladas que cabe la pregunta: ¿qué hacen con tanto dinero? Estos son los datos oficiales: Harry Roels, el titular de la firma energética RWE ganó en el 2006, 16.560.000 euros de sueldo. Josef Ackermann, presidente del Deutsche Bank (Banco Alemán), 13.210.000 de euros en el 2006 y 11,9 millones, en el 2005. Dieter Zetsche, titular de Daimler-Chrysler; 5,09 millones. Ulrich Lehner, de Henkel, 6,10 millones; Wolfgang Mayrhuber, de Lufthansa, 4,62 millones. Jürgen Hambrecht, de BAFS, 6,06 millones; Reithofer, de BMW, 2,8 millones; Werner Wenning, de Bayer, 3,47 millones; Bernd Pietschrieder, de Volkswagen, 3,53 millones; Klaus Kleinfeld, de Siemens, 3,62 millones (2006) y 3,27 millones (2005); Herbert Hainer, de Adidas, 3,79 millones (2006) y 4,17 millones,(2005); y sigue la larga lista.

Una verdadera afrenta en un país que tuvo a grandes pensadores de la Etica y que lleva a sus espaldas la infame experiencia de las guerras, de las cuales debería haber aprendido. Porque la primera pregunta que se hicieron todos los que leyeron estas estadísticas oficiales fue: ¿y qué hacen con tanto dinero?, porque ya si ganaran “apenas” un millón de euros por año no sabrían dónde gastar esas enormes sumas. Ya con un sueldo de treinta mil euros, es decir, 360.000 al año podrían permitirse residencias y los mejores autos, más viajes turísticos, etc., etc. ¿A dónde van a parar esas verdaderas grandes fortunas anuales? Compran propiedades y acciones en todas partes y ahora, la última, está de moda comprarse una estancia en la Patagonia. Total es fácil quitárselas a “los indios”. Todo muy parecido al caso de los jeques, aquellos que eran –y son– dueños de todo y hasta del destino, la vida y la muerte de las mujeres.

Es el más claro producto de la irracionalidad, porque ante cada nueva propiedad –lugar que tal vez conozcan una sola vez– deben procurarse custodias, cuidadores y representantes. Es, sin duda el ansia de poder, de tener más, de demostrar que se es poderoso, que se es capaz de dar órdenes con apenas un gesto.

Y ahora vamos al otro aspecto de esta sociedad que, como decimos, es el caso de las otras sociedades del denominado primer mundo. Hablemos de la pobreza de los niños. Los niños, que tendrían que ser sagrados para todos los pueblos, sagrados en sus derechos, porque son los que labrarán el futuro del mundo. Pero bien, veamos lo que pasa con los niños en ese país del primer mundo, Alemania, donde los ejecutivos ganan millones por año. Voy a reproducir un trabajo de uno de los que más conocen el tema, Uli Hauser, publicado por Stern. Allí se dice textualmente: “Alemania rica, con niños pobres. Cada sexto niño en Alemania vive hoy bajo el nivel de pobreza. Más de 2,5 millones de niñas y niños no reciben lo necesario para alimentarse, vestirse y tener juguetes. Existe una tendencia que asusta: en Alemania nacen cada vez menos niños. Y al mismo tiempo cada vez más niños caen en la pobreza. El número de los nacimientos se ha reducido de 1.300.000 en 1965, a 680.000, es decir casi a la mitad. Pero el número de niños que son considerados pobres ha subido desde 1965 dieciséis veces”. En números: 16 veces. Y el autor pasa a los detalles: Muchos de ellos van a la escuela sin desayunar y no pueden pagar las excursiones escolares. Y otros tantos tienen pocas esperanzas en un futuro mejor: alrededor de un tercio de los quinceañeros parte de la base que más tarde no van a encontrar ningún trabajo calificado. Este es el resultado del reciente estudio de Unicef, la obra social para niños de Naciones Unidas.

Todo esto viene desde que se redujo la ayuda a los desocupados. Ya en los tiempos de Bismarck, un conservador inteligente, todo desocupado alemán recibía una ayuda con la cual podía vivir en la decencia y criar a sus hijos. Esto fue reducido por una regla que se conoce por Hartz IV, el apellido de un ejecutivo de la Volkswagen que por esas vueltas de la historia ahora está siendo juzgado por un delito económico. Las realidades definen a este señor que se prestó a disminuir esa ayuda que fue siempre tradicional en el Estado alemán. Por ejemplo, por ese plan que se aplica ahora, a cada padre desocupado, si tiene niños, se le da 1,76 euro para material escolar; y 0,86 centavos para juguetes por mes. Con lo primero puede comprar una birome y media, y con 0,86 centavos no puede comprar ni una figurita de chocolatín.

La pregunta es: ¿qué hacen los sindicatos sobre esto? ¿Y las Iglesias? ¿Por qué el papa Ratzinger, que es alemán, no le envía una carta a la primera ministra Merkel, que es demócrata cristiana, remarco: cristiana, para que el ejecutivo Ackermann, presidente del Deutsche Bank, done por lo menos un millón de los 13 que ganó en el 2006, para que los niños pobres de su país puedan comprarse una figurita por mes? ¿O acaso –hablo de Ratzinger– le parece mejor que formen cola para pedirle eso a San Cayetano?

El estudio que hemos mencionado, agrega: “Las entradas de los alemanes más pobres son, desde 1992, en un 13 por ciento menores. No son sólo los desocupados los que reciben menos”, sostiene Bernd Sigellow, fundador del Proyecto de Ayuda infantil “El Arca”.

Lo acaba de decir el propio presidente alemán Horst Köhler, quien en un discurso a fines de noviembre señaló: “En la población reina la sensación comprensible que las entradas de algunos suben mientras las de otros más bien quedan congeladas”. Una forma suave de advertir. Es que el mandatario hizo notar que hay una separación virtual entre las empresas y la población. Y lo dijo: “Se me ocurre que la economía tiene el deber de no crear diferencias. Los consejos empresariales –agregó– tienen que ocuparse que los managers de sus empresas no pierdan el sentido de saber quedar con los pies en la tierra”. Para finalmente señalar: “Necesitamos la cultura de la moderación y del ejemplo por parte de los conductores de nuestras empresas”.

Más que cultura y moderación de los “managers” se necesita en el mundo emplear definitivamente la palabra Justicia. Justicia siempre viene rodeada de conceptos como Solidaridad y Grandeza. Las sociedades tienen que enseñar que un niño con hambre es culpa de cada uno de sus integrantes adultos. No hay disculpas para los “managers” que ganan millones y saben muy bien que en sus sociedades hay niños que no pueden cumplir con sus sueños, y jóvenes que ya no podrán soñar con nada.

¿Y los gobiernos qué hacen? Se basan en aquel principio capitalista que si hay restricciones el capital se va para otro lado. Un concepto inmoral que no respeta en absoluto a la Etica. Por eso, para un mundo sin violencias, comencemos por imprimir nuestro deber ineludible en nuestras conciencias. Que los maestros enseñen en todas las aulas: “Un país donde hay niños con hambre no es una verdadera democracia”. Un país donde hay gente que gana millones de euros o dólares por mes, no es una democracia. Ni humano.

32 respuestas:

Martin - Destructor de Mitos dijo...

Diego, se que suena bien eso de evitar que pocos ganen mucho... pero el costo de evitarlo podría ser mayor a los beneficios.

El problema es: ¿quién pondría ese límite? ¿Quiénes tuvieran el derecho a limitar las ganancias, no acumularían un poder que los pondría por encima del resto? En otras palabras, ¿no constituirían una elite tal como la que hoy integran los tipos de las empresas que menciona en el artículo?

No puedo dejar de pensar en Fidel Castro o Kim Jong-Il, que eliminaron la ganancia privada, pero ellos mismos, junto a su grupo de poder, se pusieron por encima de toda la sociedad.

Por otra parte, sacarle a los que más tienen no asegura de ninguna forma un mejor nivel de vida para el resto. Si el presidente del Deutsche Bank no gana sus 13 millones de euros, esos 13 millones no se trasladan automáticamente a los pobres... y menos aún es posible asegurar la sostenibilidad de la generación de esa riqueza.

De hecho, quizás el tipo si genera ese dinero, que sin él literalmente desaparecería. Después de todo, la riqueza no deja de ser esfuerzo e inteligencia acumulada. Si es asi, ¿por qué habría que sacárselos?

La riqueza no es un torta fija, sino una que crece permanentemente. La prueba de esto es la misma historia: un pobre de hoy tiene muchísima más riqueza que un pobre de hace 300 años (estoy hablando de las sociedades con sistemas capitalistas más o menos desarrollados).

No estoy diciendo que los pobres de hoy están bien, ni nada de eso. Por supuesto que merecen mucho más. Pero la solución no es sacarle a los que más tienen para darles a ellos, sino establecer un marco de verdadera Libertad que brinde oportunidades para todos. Pero acá empezaríamos una nueva discusión.

Albertito dijo...

Pasaba para dejar un saludo de fin de año antes de subir al avión.

¡¡¡Felíz Año Nuevo!!!

rfmaster dijo...

Martin creo que lo que se plante en el post no es que "se les quite a los ricos para darselo a los pobres", sino mas bien evitar de algun modo la consentración, porque como todos sabemos la riqueza es poder y el poder es riqueza. Si se pudiera diversificar la propiedad de los grandes medios de produccion (holdings, multimedios, etc) en muchas manos (una bolsa de valores mas abierta) se podria evitar la expropiación compulsiva y favorecer la "igualdad".

Musgrave dijo...

Lindo temita el de limitar la ganancias capitalistas.

Me parece que el camino a seguir es el que plantea O.B. "Un país donde hay niños con hambre no es una verdadera democracia”.

Ahora pensar que no es democrático que haya tipos que ganen millones puede tener efectos no deseados.

En la Argentina de hoy si hay un consenso casi generalizado es que la salida pasa por que se creeen y fortalezcan muchas PYMES.

Y por eso la palabra de moda es el "entrepreneur" o emprendedor.

Si en la escuela se enseña que ganar plata no es democrático seguirán sin surgir los emprededores que queremos.

Martin - Destructor de Mitos dijo...

rfmaster, entendí la idea. Pero limitar o quitar es lo mismo en este caso. Lo planteado es que algunos ganen menos para que otros ganen más.

Una pregunta clave: ¿creen que Alemania se hizo una sociedad relativamente rica limitando las ganancias?

Diego F. dijo...

Martín: Como dijo Rfmaster el tema es evitar de algún modo la concentración. En un país donde hay seres humanos hambrientos, ganar $71,000,000 por año de salario es un crimen. ¿Cuál sería el problema de poner un tope a lo que un sólo ser humano pueda tener? No hablo de un tope de 1200 pesos, sino de por ejemplo 10 palos verdes (estoy tirando un número así nomás, como para explicar la idea).

Tenés razón en que quitarle a los que más tiene no garantiza que eso vaya a parar a los pobres, pero ese es otro tema (el mecanismo a través del cual se reparte). A modo de hipótesis, supongamos que hay un método que lo garantice de una manera razonable.

Con respecto a esta frase "Después de todo, la riqueza no deja de ser esfuerzo e inteligencia acumulada." aclaro que no estoy para nada de acuerdo. ¿realmente pensás que el presidente del Deutsche Bank acumuló más inteligencia que, digamos, Stephen Hawkins? ¿Y los que heredan, por ejemplo un hijo de Bill Gates que herede una fortuna equivalente al PBI de varios paises sumados?

La pregunta es ¿debería haber un límite o estamos dispuestos a permitir que llegue el punto -siguiendo la lógica actual- en la que un hombre se pueda comprar un continente (o si te gusta más todo lo que haya sobre él) mientras el 80-90% de la población mundial padece hambre, agua potable inaccesible y pestes curable?

Albertito: feliz año para vos también, buena la actitud y buen viaje.

Rfmaster: ese es el punto, diversificar la propiedad de los medios de producción. Quizás algo de eso está pasando con la internet, pero está claro que es insuficiente y que a todo esto la tendencia hacia la concentración está generando una situación en la que un puñado de hombres termina teniendo el control de todos los medios de producción, aún cuando la producción migre de lo palpable a lo creativo (ver por caso el post sobre el copyright, copyleft, etc).

Musgrave: "Ahora pensar que no es democrático que haya tipos que ganen millones puede tener efectos no deseados." Pero no le saqués lo que sigue, o sea, no se propone pensar que no es democrático que haya tipos que ganen millones. Lo que no es humano -yo ni siquiera hablaría de democracia (que tema aparte es una gran ficción que nos gusta creer)- es que un tipo tenga una fortuna equivalente a la de varios paises. Creo que Bayer lo plantea muy bien en su artículo " Las sociedades tienen que enseñar que un niño con hambre es culpa de cada uno de sus integrantes adultos. No hay disculpas para los “managers” que ganan millones y saben muy bien que en sus sociedades hay niños que no pueden cumplir con sus sueños, y jóvenes que ya no podrán soñar con nada."

Lo que dice Bayer es claro: no es criminalizar la riqueza, sino la falta de responsabilidad. Hagamos un ejercicio imaginario: supongamos que todo lo que habla Bayer transcurre en un pueblito de 100 habitantes y uno de esos 100 posee el equivalente a 50 pueblitos como ese. ¿El afortunado que tiene esa fortuna ignoraría a los niños del pueblo que no tienen para comer? Segúramente no -creo yo- por tenerlos ahí, a la vista. El problema es que la manera en la que vivimos hace cada uno pueda desentenderse de las consecuencias de sus actos.

Por ejemplo: en Finlandia algún señor tiene una gran fortuna y con ella se compra Botnia. Al tipo sólo le llegan las ganancias, sabe que es un negocio sucio pero queda en palabras porque la mugre está a miles de kilómetros y eso ayuda a que pueda vivir "en una dimensión paralela", sintiendose feliz por los grandes ingresos que tiene y despreocupándose de las secuelas en las poblaciones locales debido a que no las ve, no las siente como propias ni como consecuencias directas. Creo que lo de Bayer pasa por ahí, por hacernos cargo de lo que estamos generando.

Y ojo, todo esto no se contradice con lo que vos afirmás "En la Argentina de hoy si hay un consenso casi generalizado es que la salida pasa por que se creeen y fortalezcan muchas PYMES.

Y por eso la palabra de moda es el "entrepreneur" o emprendedor."

Son realidades absolútamente compatibles. Cambiando el tema, pasé por tu blog varias veces pero nunca me queda paño para agregar nada, muy bueno!.

Saludos!

Musgrave dijo...

Diego F, el problema es como mantener el equilibrio, "todo en su medida y armoniosamente", decían por ahi.

En mis más veinte años de educación formal, sólo en los últimos dos de postgrado, me explicaron la importancia social de los emprendedores.


Suena quizás frivolo pero suelo pensar que esa imagen de los niños yanquis que se ponen a vender limonada en la puerta de su casa, no es tan mala, sino todo lo contrario.

Fijate la potencia de las palabras y las distintas miradas. Ambos coincidimos con la frase de O.B.

"Un país donde hay niños con hambre no es una verdadera democracia”.

pero a mí se me paso esta otra que vos marcas

"Las sociedades tienen que enseñar que un niño con hambre es culpa de cada uno de sus integrantes adultos. No hay disculpas para los “managers” que ganan millones y saben muy bien que en sus sociedades hay niños que no pueden cumplir con sus sueños, y jóvenes que ya no podrán soñar con nada."

Ahora fijate el balurdo que se armó en la provincia cuando Montoya quiso cobrarle un impuesto extra a esos "managers".


Argentina necesita millones de emprendedores con responsabilidad, sería la síntesis.

Un abrazo

Diego F. dijo...

Sí claro Mus, en el fondo aspiramos a lo mismo. Igual lo de Montoya e para aplaudir, me acuerdo del tipo en la camioneta encerrado debiendo patentes desde siempre. Eso es un ejemplo clarísimo de cómo no asocian sus conductas con las consecuencias como el hambre.

Sin embargo creo que si bien está bien lo que hace él, el problema es por un lado cómo se administra lo que se recauda -ojo, nada más lejos de mi intención que sugerir el "achicamiento" del mismo- y por otro lado la equidad de los impuestos. No puede ser que el tipo que gana 900 pesos va a comprar fideos y pague el 21% y un tipo gana 100,000 en ese mismo mes por plazo fijo o transacciones bursátiles y esté excento. Y una cosa que agrego al comment anterior es que no sólo tenemos que pensar en medidas de tinte exclusívamente económico, sino buscar maneras alternativas de incentivar al empresariado, o sea, buscar la manera de que el lucro no sea el único motor de la humanidad.

Abrazo

Anónimo dijo...

Permitime discentir. Osvaldo Bayer es un admirable pensador, pero creo que cuando escribió este articulo debió haber tenido un mal día. Entiendo sus buenas intenciones. Pero lo que propone es tan ridículo, carente de visión y contacto con la realidad como proponer que se construya un muro alrededor del amazonas para detener la deforestación... hace falta explicar porque la idea no va a funcionar?

Pensalo... si el sistema es incapaz de mejorar a los pobres, que te hace pensar que va a tener exito en regular a los ricos?

Saludos
Daniel

Diego dijo...

Estoy de acuerdo, anónimo. Eso sería, por ejemplo, tan ridículo como impedir, por ley, que un médico ganara más de, digamos, 50 mil dólares al año.

Sin dudas, sería absurdo. Y cualquier país que implementara algo así, terminaría en el caos, la ruina, la más oprobiosa huída de capitales.

Excepto Canadá. Pero ellos son tan especiales, que ¿quién los entiende?.

Anónimo dijo...

Buenos, si... imagino que el CEO de CanWest tambien gana 50.000 dolares al año? En serio... ponerle un cerco al arbolito de la vereda es una cosa, cercar el amazonas es otra.

Saliudos.
Daniel

Martin - Destructor de Mitos dijo...

Diego, te tiro un dato que quizás te sorprenda: si dividís la ganancia que obtuvieron las 500 empresas más grandes del mundo y la repartís entre los pobres del mundo, cada uno recibiría poco más de 200 dólares por año. (Las ganancias son de 700 mil millones, los pobres 3 mil millones aprox.).

Por otra parte, no elegiste el mejor ejemplo con los doctores. En Canadá ganan 100.000 al año en promedio. En Estados Unidos ganan bastante más: 200.000 dólares al año (las cifras son redondas, pero leí un informe hace poco y más o menos andaba por ahí).

Una pregunta: ¿cuáles piensan que son las causas por las que, por decir algo, en Bolivia el salario promedio es de 2000 dólares anuales (inventé la cifra, pero por ahi debe andar) y en Alemania 30.000 euros?

Saludos!

Stalin dijo...

Destructr: Dando por cierto tu número sumale a eso el gasto en guerras por motivos economicos (¿o es acaso otra cosa que inversión por rentabilidad futura?).

Anónimo dijo...

MATATE...DEJA DE BARDEAR A GASPAR CHIAPPETTA MOGOLICO!!!TE HACES EL PERIODISTA SOS UNA SOMBRA EN LA VIDA...ESO SOS!!!MUNDO PERVERSO...JAJAJAJJA

Lic. Baleno dijo...

Un tipo que gana 71.000.000 millones de euros gana mucho mas que eso, gana posibilidades de reproduccion ilimitadas, a eso es a lo que apunta Bayer, no solo podes repartir 70 millones entre los pobres, lo que seria, quizas, una boludez, tambien repartis a futuro la limitacion del que hoy gano 71 palos. Un distribucionismo a futuro garantizado digamos.
A lo mejor se trata de poner todo en su medida y armoniosamente, en una epoca habra que limitar al aleman y en otra dejarlo correr, no veo la necesidad de encerrarse en una sola posibilidad.

Martin - Destructor de Mitos dijo...

Lic. Baleno, ¿y quién limita y quien deja correr? Ahí está el punto clave del a cuestión...

Y en este punto hay que mirar el largo plazo, no a los gobiernos circunstanciales. Es decir, hoy podés tener al mejor gobernante del mundo, pero mañana puede volver un Menem o un Videla.

¿Cómo solucionás ese tema?

Anónimo dijo...

De acuerdo con Martin. Y eso es lo que planteo yo, la falta de visión de Bayer. Primero que un sistema de control de ganancias ya existe: se llama AFIP. Y si el rico evade la AFIP que lo único que requiere es que justifique sus ingresos, imaginate lo que harían con ente que pretenda DICTAR sus ingresos...

A menos que encuentres la formula de erradicar la corrupción de la faz de la tierra, lo único que crearía semejante entidad es: más mercados negros, economías paralelas, toneladas de burocracia, hipocrecía, y sobre todo un montón de energía y recursos desperdiciadas en una actividad tan negativa y horrible como es regular la actividad humana.

Insisto, yo creo que Bayer tuvo un mal día

Saludos
Daniel

No sé...

Julián dijo...

Es triste ver como tipos jóvenes se calzan la gorra de gendarmes del sistema y al mismo tiempo se la juegan de mantener espacios de pensamiento crítico.

Lo que critica Bayer es la eterna falta de humanidad del capitalismo de mercado, la misma que lo lleva a administrar(o gestionar si quieren usar la palabra de moda) todo lo que toca con un discurso del siglo XXI y el progreso pero con acciones que son dignas del siglo XVIII.

También la insensatez de la mayor parte de los capitalistas, su caída en la superficialidad y su pérdida de inteligencia que se puede ver calramente reflejada en la personalidad dominante en Europa y lamentablemente en algunas capas medias y altas acá: el "Yuppie".

A diferencia de los viejos y primigenios capitalistas que retrató perfectamente Max Weber en La ética protestante y el espíritu del capitalismo, estos de ahora pregonan la austeridad y la moderación como valor supremo en cada acto de gobierno pero no dudan un segundo en exhibir sus riquezas en bacanales suntuosas y dignas del más patético decadentismo aristocrático(cualquier similitud con las fiestas de los años noventa es pura coincidencia).

Eso es lo que mueve a Bayer a escribir este artículo y a tratar de movernos un poco a reflexión sobre las nuevas identidades en Europa, la misma que parió al humanismo, al iluminismo y al socialismo es la misma que hoy tiene un temor reverencial por los inmigrantes que sin emabrgo necesitan, cree en consejos de gurués, envejece rápidamente y sin embargo ve que sus líderes solamente parecen interesados en ganar guita y corromperse.

Creo que no se puede cometer la equivocación de tomar la nota de Osvaldo Bayer como un tratado de filosofía política, es más bien un manifiesto donde nos llama a un alerta y sobre todo a la inteligencia. Aquella inteligencia que hizo que algunos de los líderes más conspicuos de nestra oligarquía supieran en su debido momento abrirle el paso al radicalismo, fomentar proyectos industriales, estratégicos, educativos, laborales y sociales.

En suma, está hablando de esta el nihilismo aparentemente sin límite que supone el capitalismo de mercado dominado por el imperio de los medios de comunicación(justamente en Europa), en la terrible infamia que esconden las lógicas que hacen otra vez vigente aquella vieja folletería del PC que rezaba "¿Por qué en un país rico el pueblo es pobre?".

Saludos

Martin - Destructor de Mitos dijo...

Julián, decir que al "capitalismo de mercado" le falta humanidad es lo mismo que decir que a un avión le falta humanidad.

El problema de fondo son las personas, no el mecanismo que utilizan para organizarse económicamente. Por más que digas "desde mañana somos todos adalidades de la solidaridad", nada va a cambiar. Eso es sólo una expresión de deseo.

Por otra parte, lamento decirte que no tenés el monopolio de las buenas intenciones: a mi también me encantaría vivir en un mundo donde no haya pobreza. Pero no creo que la vía para lograr eso sea a través de la limitación de las libertades de algunos. Creo exactamente lo contrario: la única forma de lograr riqueza para todos, es extender la libertad al máximo para todos los individuos. Y, en este sentido, me importa poco si la resultante es un capitalismo o un comunismo... Simplemente me interesa que no exista coerción de ningún tipo para nadie, y que cada quien pueda vivir de acuerdo a sus preferencias.

Por otra parte, la verdad, no se si "me calzo o no la gorra del sistema", porque no entiendo bien que el sistema.

Saludos!

Andrés el Viejo dijo...

El mayor éxito del sistema es que no se entienda que es un sistema y se crea que es "lo natural".
Buenas fiestas y buen año para todos,
Andrés el Viejo

Anónimo dijo...

Al Destructor: los sistemas sociales que no contemplan la naturaleza humana y pretenden que el humano funcione como una maquina no sirven (el homo economicus por ejemplo como modelo de humano).

Diego F. dijo...

Andrés: exactamente ese es el problema. Te recomiendo este post, te puede llegar a interesar.

Martin - Destructor de Mitos dijo...

Sigo sin entender a que se refieren con sistema. Y les aseguro que leí y escuché a varias personas que hablan permanentemente del "sistema". Nunca obtuve una respuesta que verdaderamente sea convincente.

Lo único que dicen es "el sistema no es humano", sin definir el sistema. En otras palabras, hablan de consecuencias, y no de causas.

Saludos!

Martin - Destructor de Mitos dijo...

Aclaro: no digo que no exista un "sistema". La verdad es que no lo sé. Pero no me queda claro que sería exactamente ese sistema.

Anónimo dijo...

Es fácil Martin: busca la deficnición de Ecosistema en el diccionario, y quitale el eco.

Severian dijo...

Destructor:

"Creo exactamente lo contrario: la única forma de lograr riqueza para todos, es extender la libertad al máximo para todos los individuos"

¿Y esto como se hace? Porque es muy probable que para garantizarle la "libertad al maximo" a alguien de la Villa 31 tengas que recortasela un poco a otros. En Dinamarca "recortan" las libertades de unos cuantos con impuestos altisimos (50% del sueldo) para garantizarselas a otros (subsidios a madres solteras, desempleados, estudiantes, etc). Tambien hay unos cuantos recortes a las herencias, motivos por los cuales los millonarios daneses no suelen quedarse en su pais.

Esto es mucho mas humano y civilizado que que cada uno se las arregle como pueda. Si la opcion es entre recortar la libertad de alguien de comprarse una isla y garantizarle educacion y salud al 100% de los chicos, ¿que hacemos?

¿Que libertad le falta a uno de los CEOs que menciona el articulo? Me parece que ninguna. A los que no morfan ni van al colegio les van a faltar todas cuando crezcan (y ya les faltan ahora). A esta altura ya deberia estar claro de que el Capitalismo es en escencia concentracion y eficiencia; valores que no van de la mano con un mundo donde cada vez hay mas gente.

Martin - Destructor de Mitos dijo...

Severian, los impuestos altos solamente pueden incorporarse cuando ya la sociedad generó un cúmulo de riqueza considerable. Ningún país lo hizo al revés. Revisá la historia sueca, por ejemplo. Hoy tienen un Estado de "Bienestar" enorme, pero para lograrlo primero hicieron otras cosas, como abrir de verdad su economía al mundo.

Igualmente, yo creo que la libertad no se negocia. Y darle al estado un poder mayor sobre las vidas de las personas no es lo aconsejable. Al estado argentino suelen manejarlo individuos poco confiables. No te olvides que acá nos gobernaron Videla y Menem... y ambos con fuerte apoyo popular. ¿En serio te gustaría darle más poder a gente como esa? Están adentro de la sociedad y seguramente uno similar volverá en algún momento.

Por eso, porque no tengo fantasías suicidas, me da la impresión que el camino es otro.

Saludos!

Severian dijo...

No soy un experto para nada, sin embargo me parece que aca no pagamos pocos impuestos (que paguen pocos es otra cosa). Y me da la impresion de que no tenemos una economia particularmente cerrada (en ciertos aspectos debe ser mas abierta que la de unos cuantos paises de Europa que subsidian a sus agricultores, aunque siempre tratan de que otros como nosotros no lo hagan).

El primer ministro de Dinamarca apoyo desde el principio la invasion a Irak (incluso dijo que Saddam tenia las famosas armas y se descubrio que estaba mintiendo como los demas), se alio con un partido ultra-derechista para conservar el gobierno e impulsa montones de medidas contra los inmigrantes (y el de otro pais "utopico" como Australia hizo exactamente lo mismo respecto a Irak).

No se si los nuestros son peores que los de ellos. Si que tienen sistemas politicos mucho mas civilizados y ordenados (sin lista sabana, sin cargos eternos, sin poder volver a ser diputado si fuiste presidente, etc). ¿Blair te parece mejor que Menem? Inglaterra es bastante mas "humano" con sus habitantes que nosotros y que EEUU, y tuvo a Blair por 10 años como nosotros al turco (para lo que valga la comparacion).

Basicamente, no creo que poner cotos a la riqueza que pueda acaparar una persona sea limitar la libertad de nadie. Creo que no ponerlos y dejar que la famosa brecha se siga incrementando es decididamente peor.

Martin - Destructor de Mitos dijo...

Severian, justamente a lo que decís me refiero. Los gobiernos/estados con mucho poder apoyan y generan guerras y matan gente. Aún aquellos que parecen tan civilizados como Dinamarca. Y por eso, prefiero estados débiles.

Por otra parte, ¿dónde está el límite para limitar la riqueza de una persona? ¿Qué parámetro objetivo puede utilizarse?

Julián dijo...

Siguen sin entender:

El centro de la cuestión pasa por el hecho de que sea indigno que un tipo gane millones y otro se cague de hambre.

Las explicaciones para este fenómeno son(en su enorme mayoría) teológicas o seudocientíficas, así que descartemoslas.

Hay miles de argumentos filósoficos que tienden a rebatir lo que ustdes plantean, pero prefiero ser menos original y decir:

Está bien, no pongamos límites a lo que puede gana un hombre, pero pongamos un piso para los que nada tienen, otoguemos pensiones universales a los que nada tienen.

SI apoyan este simple razonamiento, verán que esto se contradice con el apoyar el enriquecimiento ilimitado, el hecho de favorecer a un sector social, implica necesariamente limitar a otro. Si uno aboga por un ingreso universal por habitante, está limitando la acumulación infinita de capital.

Es bueno leer las posturas de los mismos neoliberales sobre el tema, que una década después vuelven a utilizar conceptos como "responsabilidad social empresaria" que antes denunciaban por "socializantes", "estatistas" y "keynesiano-comunistas".

Muchachos, todos sabemos que el Estado es un mal administrador de seguridad en el caso latinoamericano(sacando Costa Rica), pero a la vista están "los paraísos de la libertad" de Irak, Afganistán y la mayor parte del continente africano en donde la seguridad es un infinito mercado donde prima la oferta y la demananda.

Severian dijo...

"Por otra parte, ¿dónde está el límite para limitar la riqueza de una persona? ¿Qué parámetro objetivo puede utilizarse?"

En un libro de HG Wells el tipo planteaba un estado mundial y esto en particular lo resolvia con una cuenta.

Decia que, basicamente, habia que calcular el costo de vida, y multiplicarlo por una X cantidad de veces (creo que el decia 10) para establecer el sueldo mas alto permitido. Iba a haber gente que ganara 1 y gente que ganara 10, el 1 alcanzaba para vivir sin aprietos, el 10 para darse gustos "extra" como tener 2 casas y demases.

Esto no lo veo descabellado. ¿Cual es el motivo de que una empresa tenga un CEO y que no tenga 100 con sueldos mas chicos? Y asi para todos los cargos hasta el fondo.

El motivo que sea, no es racional.

Y mas alla de tu "miedo" a los estados poderosos (obviamente valido), me hace acordar a Chomsky cuando dice que al menos a un estado tarde o temprano y un poco mas un poco menos le podes pedir que rinda cuentas. Los mecanismos existen, en algunos paises parecen funcionar y se podrian mejorar. A una empresa privada y a un mercado "abstracto" no le podes pedir cuentas de nada.

amilcar dijo...

Señores, hay que hacer como dice el filosofo giordano, muevan las cabezas; eso:despejar la cabeza , moverla para salir del sueño. Cuando yo era chico , mas precisamente en sexto grado, en medio de un debate polìtico( si, debate politico, sexto grado), me recuerdo( y cuando digo recuerdo es con la imagen diàfana como si me estuviese viendo hoy), afirmando a mandibula batiente que los eeuu eran "el mejor pais del mundo", y lo defendìa con fervor, valgame zeus. A mis cortos años, mis argumentos se fundamentaban en cosas tales como los tres chiflados, los dibujitos del año 40, donde los japos y los alemanes eran malisimos, superman y batman y niuior niuior; en fin, lo habian logrado : ya me habian metido un versìculo en la cabeza. Quiza merced de una brisa fresca, o un poco de suerte,con el correr de los años logre despertar un poco y aunque ignorante y perdido como todos los seres humanos, me transforme en un adulto reflexivo. Adonde voy con esto: creo que muchos no se lavan la cara jamas, y en consecuencia no despiertan; quedan atrapados en los libretos de la niñez y como adultos defienden ciegamente cual si infantes fueran los libretos a los que los han ceñido.Esta empezando, creo a quedar claro que algo anda mal, que el motivo de una sociedad que se precie no puede ser otro que la felicidad y el bienestar de TODOS los que la integran, y no solo la acumulacion de capital de un puñado de individuos, y esto hoy se puede discutir sin que a uno lo sindiquen de rojo carmin, es decir : el proceso hacia el entendimiento esta en marcha, pero a no confundirse porque los procesos historicos son largos y muchos (yo incluido) quisieramos todo para ayer. Si antes habia que debatir en Àmbitos academicos, en sotanos o buhardillas, o tener bibliotecas bien provistas, hoy para el que anda de a pie, hay otros medios; de internet, del cine critico, de multiples editoriales que hoy estan al alcance de la mano, etc, salen las bocanadas frescas que iran despertando a mas de uno, para pone un ejemplo sencillo pero elocuente, vean "sicko" y experimenten la sensacion que corre por la espalda; por supuesto que pueden leer a chomsky, a sartre o al castor, pero es interesante ver cuanto puede una moderna sinopsis visual y auditiva, contra la necedad.

Related Posts with Thumbnails