viernes, marzo 16, 2007

La pregunta irrespondible.

Ayer en el programa "Lado Salvaje", conducido por Reynaldo Sietecases y Maximiliano Montenegro, entrevistaron a Mauricio Macri. La entrevista fue muy buena y en este post me gustaría rescatar la pregunta que Macri evadió y evadió a pesar de la presión de los periodistas, para que en futuras entrevistas se vuelva a repetir hasta que el ingeniero la responda.

Montenegro le preguntó, debido al coqueteo del ingeniero con Lavagna y con Lopez Murphy, con cuál de los modelos económicos -que son diametralmente opuestos- se sentía identificado. El ingeniero que no se ensucia los zapatos con barro evadió la pregunta una y otra vez con alevosía. La evasiva llegó a tal punto que el periodista tuvo que decirle reiteradas veces "Macri: dejá de lado el cassette y respondé", pero el evidentemente nervioso ingeniero se siguió yendo por las ramas.

Creo que un candidato a un puesto tan relevante como es el intendente de la ciudad de Buenos Aires, debería dejar en claro cuál es su pensamiento en asuntos tan relevantes como la política económica. No se debería poder llegar a ocupar tal cargo sin aclarar qué es lo que efectivamente piensa.

Tengamos en cuenta que son muy distintos los modelos económicos que proponen Lavagna y Lopez Murphy, y el ingeniero juega a dos puntas como si diera lo mismo.

Asi que si a alguno le toca entrevistar al ingeniero, tengan en cuenta esta pregunta. Mi opinión es que la respuesta sincera sería algo así como "la verdad que no me importa, prefiero el modelo que me de mas votos". Como diría el Escriba: definitivamente no mide.


Saludos
D.F.

2 respuestas:

*** YINO *** dijo...

Es el ejemplo perfecto de lo que, en otro post, diferencié: la gente que usa al poder como herramienta o al servicio del pueblo, y el que busca el poder por el poder en si mismo.
Maurizzio muestra, una vez más, que no tiene plataforma, no tiene propuestas, no tiene una ideología clara ni intenciones de cambiar ni mejorar nada (además de un discurso de muy poco vuelo).
Lo único que le interesa es seguir escalando posiciones de poder (como si le hiciera falta, para colmo).

La verdad es que más allá de Macri, estaría bueno que algún día la derecha haga una autocrítica histórica, ya que nunca hubo una derecha democrática decente (salvo que alguien crea que Alsogaray, por poner un ejemplo, haya sido un representante de la derecha democrática), siempre fue golpista y siempre defendió tanto a personajes como a medidas indefendibles (no recuerdo quién había citado el perfecto ejemplo de ésto: el de la Bolsa de Comercio felicitando a Falcón por el accionar en la masacre del 1° de mayo de 1909).
La aristocracia argentina siempre fue por los márgenes de la legalidad y la democracia para conseguir sus beneficios, o utilizándola a través de gobernantes fieles y pertenecientes a la misma estirpe.
El caso de Maurizzio y compañía sólo viene a adaptarse a los nuevos tiempos y a mostrar todo lo aprendido en la década de la rata: la utilización del Estado y los sillones ejecutivos para beneficiar a quienes menos lo necesitan. Digo "nuevos tiempos" (sin referencia consciente a Neustadt, lo juro) porque, como todos sabemos, en los 70 los Macri han hecho GRANDES negocios con la dictadura, y no me cabe duda de que si los golpes de estado seguirían siendo moneda corriente en nuestra realidad política, Maurizzio y compañía no dudarían un instante en acompañar semejantes "procesos".

Es inentendible que cierta gente vaya a votar a este personaje... la "otra" gente, ya sabemos porqué lo vota.

*** YINO ***

Anónimo dijo...

Sería bueno, por empezar, que la derecha se autodenomine derecha. En Argentina los referentes del neoliberalismo o conservadurismo, por alguna razón, se autodefinen de "centro". Como si eso fuera a acercarlos un poquito más al pueblo. Esa cola de paja que tiene la derecha de no poder llamarse derecha porque entiende que le resta votos. Entiende que la sociedad no se autoconsidera de derecha entonces, al llamarse "de centro", adquiere una diferenciación de la izquierda donde descansan todos los males del país. Para nuestro "centro" es izquierda Kirchner, Ibarra, Santucho, Mao, Stalin, Fidel Castro, Lilita Carrió (parece que ahora no tanto por como se intercambian flores con LM), Zamora y Quebracho. Es decir, todo lo que no es "centro". Entonces, si tenemos izquierda y centro, donde está la derecha? no importa, porque al estar el centro a la derecha de la izquierda y no tener nada a su derecha diríamos que el centro es derecha, o no?
-Entonces, por que mierda no se definen como derecha?
-Porque suena mal, mhijo. Suena facho, suena milico...ojo, no es que tengamos algo en contra de los fachos o los milicos, pero los de centro buscamos otra cosa...algo más republicano, más ordenado, mucho más libre...como en Estados Unidos, vió?

Saludos

Látigo

Related Posts with Thumbnails