jueves, septiembre 28, 2006

Megaestafa



Tarde o temprano tenía que pasar. u$40,000,000,000 es muchísima plata, digamos que, ahora que se recuperaron las reservas que habían antes de pagarle a nuestros usureros, el fraude sería equivalente al 140% de las reservas actuales.

Cuando lo citaron al inepto ex-presidente a declarar en la causa que investiga al Megacanje, el inepto lo defendió alegando que "fue un acto político pudo gustar o no" pero que lo había hecho para evitar el default. Por supuesto que no gustó, y no es que pase por una cuestión de gustos. El Megacanje fue una estafa con todas las letras en mayúsculas y negritas. Por si no queda claro -en un contexto donde sólo se habla de delito sólo cuando son violentos- esto fue un delito y muy grave, que se paga aún hoy con el hambre del pueblo argentino.

Igual las declaraciones de aquél entonces no deberían sorprender. Recordemos que el inepto ex-presidente en una de sus últimas apariciones públicas antes de escaparse cobardemente repudiado por la sociedad en aquel histórico helicóptero dijo que por lo menos "lo iban a recordar como el presidente que mantuvo hasta el final el 1 a 1". Y la sociedad accedió al pedido y así lo recordamos. Como el inepto ex-presidente que cometió estafas, crímenes y hasta sobornó al congreso para mantener ese retrógrado modelo social, funcional a intereses ajenos a los del pueblo.

Hoy la noticia es que el inepto ex-presidente y su delirante y criminal ministro de economía fueron procesados por fraude contra la administración pública y embargados por 30 millones de pesos, lo cual parece poco comparado con los 40 mil millones de dolares que perdió el Estado debido a la operación. Sin embargo, es un paso importante y digno de celebrar. Claro que hay que esperar a que se dicte sentencia y sea firme para que se haga justicia; pero a 5 años de la fraudulenta operación es un hecho trascendente en pos de acabar con la maldita impunidad que aqueja al país desde hace décadas.

Saludos
D.F.

8 respuestas:

HAL dijo...

Que pena grande, ¿no?

Anónimo dijo...

Siempre tuve algo atragantado con el tema de De la Rua. Esa imágen de oligofrénico discreto, ese halo de pelotudez que lo rodea cada vez que aparece, esa voz senil y esa tozudez en querer rescatar algo positivo de su nefasto gobierno realmente me preocupa. Me preocupa porque, como bien dijo Diego, el señor en cuestión es un criminal, estafador y responsable directo por la muerte de un par de decenas de personas e indirecto por la de varios miles.
Nunca pude soportar que una persona que se dedicó a la política durante 50 años ocupando cargos de importancia como diputado nacional, senador nacional y jefe de gobierno de uno de los dos distritos mas importantes del país pudiera llegar a decir que "no sabía" que el país estaba en tal grado de desastre económico cuando el ocupó la presidencia. Como puede ser??? yo, que soy un gil sabía o al menos intuía el desastre y este sorete no?
No creo que debamos considerar a De la Rua como un pobre boludo que no sabía lo que hacía, esa es la imágen que le conviene y es la imágen que está dando. Este aparente boludo es un criminal que tiene que ir preso ya, un irresponsable que no fue capaz de interpretar lo mínimo que necesitaba la gente y que no hizo más que profundizar el modelo que se suponía debía cambiar, para eso lo habían votado. Una vergüenza para la sociedad toda.
Saludos

PD: De Cavallo para qué hablar, no?

Látigo

Diego F. dijo...

Como si hiciera falta hablar de cavallo... hasta Bonelli lo mandó a tomarse la pastillita en "a dos voces", imaginate como será de innecesario :P

Saludos!

G.F. dijo...

Los otros días estaba hablando con una persona que fue amigo personal de él y me dijo que la historia es demasiado benévola con De La Rua al considerarlo como un estúpido, me dijo ES UN HIJO DE P... asi nomás con todas las letras, un tipo que, según me contó, arruinó amistades de toda la vida por seguir subiendo en política y muchas cosas mas que no se pueden contar por razones obvias. El megacanje le costó al país aproximadamente 30 mil millones, que los paguen los tilingos cipayos estos y de última que le vayan con la teoria que es estupido a un juez en los EEUU para que no le cobre a él. Sls. Gonzalo.-

Jorge Y. de la G. dijo...

Gonzalo, coincido con vos. Y no olvidemos la enorme defraudación política contra los más de nueve millones que lo votamos como presidente. La cual también es una enorme deuda del progresismo que formaba parte de la Alianza y que no supo, no pudo o no quiso encauzar el rumbo del gobierno, dejando que este autista hdp nos llevara al desastre.

Saludos

Anónimo dijo...

La alianza renunció a ser progresista ni bien aceptó una fórmula con De la Rúa a la cabeza. Siempre formó parte del ala conservadora de los radicales, frecuente asistente a reuniones de militares, muchos de ellos activos participantes de la dictadura y familiares políticos.
De la Rua nunca formó parte de un gobierno progresista, ni tuvo la mas mínima intención tampoco. Como buen inescrupuloso hijo de puta aceptó ser parte de una coalición que no tenía ningún punto en común con su historia sólo para acceder a un cargo que nunca hubiera alcanzado por sí solo.
Obviamente que gran responsabilidad le cabe al frepaso, al que lo movieron similares intereses que al idiota.
Cuánto me reconforta no haberlos votado, aunque sí voté en la interna para determinar la fórmula.

Latigo

Coki dijo...

Y Chacho Alvarez? Nunca supe si era un tipo honesto y capaz o un charlatan. Alguien tiene mas informacion y opiniones?

Coki dijo...

Lo que me impacta de De la Rúa, que ví en el par de entrevistas emitidas luego de su caída, es que no tiene NINGUNA autocrítica. Pareciera que todo lo hizo bien y que tuvo que renunciar por permanentes complots.
Creo que es evidente que estos existieron, pero era el presidente de la nación!

Related Posts with Thumbnails